Usamos cookies - We use cookies - Nous utilisons des cookies.
Aceptar - Accept - Acceptez - Aceitar. OK + Info

   
   Inicio  

Camino de ronda de la Muralla



Camino de ronda de la Muralla


El regreso a la plaza del pueblo lo haremos por la calle paralela a la de bajada desde la Capilla. Una vez llegados a la plaza del Ayuntamiento, tomaremos la primera calle de la derecha, la Calle Cabezuelo.

En la misma esquina se sitúa una de las casas palaciegas referidas anteriormente. Observamos sus colores cálidos, los grandes vanos enmarcados en molduras, con una disposición regular y simétrica, una decoración con falsas pilastras, arcadas semicirculares y motivos coloniales, fachadas prolongadas sobre la techumbre y divididas por molduras.

Junto a esta vivienda aparece una casita encalada con un azulejo de Santa Eulalia. En ella se mantuvo escondida la cabecita de esta santa tras el incendio de las tallas y mobiliario de la Iglesia durante el verano del año 36. Dolores Palomo, la niña que vivía en ella, la encontró el día siguiente jugando entre las cenizas en el porche del edificio. Para Loli, como la llamaban en el pueblo, era la cabecita de una muñeca. Su madre decidió ocultarla en el sótano de su casa para evitar represalias. Sería restaurada y completada en años posteriores gracias a la generosidad de la familia Baones.

En honor a esta Santa se celebra cada año en Mayo la Romería de Santa Eulalia. Es una de las manifestaciones religioso-festivas con mayor arraigo en toda la comarca serrana. De las más antiguas de España, según atestigua un documento de 1606 que se conserva en el Archivo Municipal. Se celebra a 20 km de la localidad, donde se encuentra la Ermita erigida en honor de la Santa emeritense, sobre los restos de un edificio funerario del siglo I, vestigio importante del asentamiento romano en la zona. Su interior aparece decorado con pinturas murales al fresco datables de finales del siglo XV. Completa el conjunto un viejo coso taurino, del que se tienen noticias documentadas, al menos, desde 1678.

Si continuamos el recorrido transitaremos por un camino que rodea al Castillo por su parte exterior, con menos pendiente que la calle principal de subida a la Mezquita y con preciosas vistas del término sur del municipio. A medida que vayamos subiendo veremos los lienzos de muralla a distinta altura, con torres rectangulares y circulares (éstas últimas de etapa más tardía). Su fábrica revela varias etapas constructivas: la más antigua puede remontarse a la época califal (s. X) y sus lienzos son de mampostería reforzada con sillares romanos en las esquinas; posteriormente se hacen intervenciones importantes de época almohade (sectores de tapial de tierra roja) y finalmente, aparece una mampostería de época medieval cristiana. En 1.479, con la firma del Tratado de Alcazovas entre Castilla, Aragón y Portugal, el interés defensivo de la fortaleza decreció y el Arzobispado hispalense, al que pertenecía la villa y su castillo, dejó de prestar atención a su conservación y mantenimiento.

El Camino de Ronda desemboca en la entrada al recinto amurallado donde se encuentra la Mezquita y la Plaza de Toros. Accedemos a él girando a la izquierda. Pasaremos junto a la torre rectangular llamada Torre del Alcaide. ¿Qué elemento heráldico se encuentra sobre ella?







[Productos]
[Prensa]     [Sobre nosotros]
[Téminos de uso]     [Nuevo idioma]


Download App


follow us facebook   follow us instagram   follow us youtube   follow us twitter

© guiaventuras.com 2018 - 2020