Usamos cookies - We use cookies - Nous utilisons des cookies.
Aceptar - Accept - Acceptez - Aceitar. OK + Info

   
   Inicio  

Puerta del Perdón





Una vez llegados a la Plaza de San Cristóbal, donde se sitúa la Iglesia Gótico-Mudéjar de San Martín, dirígete a la fachada que se encuentra a los pies de la Iglesia.

El templo (declarado BIC en el año 1992) destaca, en su interior, por su bóveda de cañón apuntado en las tres naves y al exterior por su espectacular portada manuelina del Perdón, probablemente el único y claro ejemplo de arte manuelino en Andalucía.

Comenzó a edificarse a finales del siglo XIV, tras haberse quedado pequeña la Ermita de la Concepción ubicada en la Mezquita. Del siglo XV son las puertas laterales del Evangelio (de ladrillo) y la de la Epístola (con arco apuntado, encuadrado en estribos y alfiz de piedra). De este periodo se conserva también en la fachada sur, una pequeña ventana de ladrillo de estilo gótico-mudéjar. En el primer tercio del siglo XVI se construyen el coro, la torre (rectangular) y La Puerta del Perdón. La Portada debió levantarse hacia el 1530, pues el escudo que la corona perteneció al Cardenal don Alonso Manrique de Lara, último arzobispo de la Sede hispalense y señor de Almonaster desde 1524 hasta 1538.

Tras el terremoto de Lisboa en 1755, el arquitecto Pedro de Silva (restaurador de la Catedral de Sevilla), se encargaría de añadirle la cornisa neoclásica actual, acorde con las características estilísticas de la época.

El edificio fue incendiado en el verano de 1936, haciendo desaparecer pinturas y tallas de altísimo valor entre los que se encontraban el retablo mayor del s. XVI, del que solo queda una fotografía expuesta en el interior de la iglesia y una tabla restaurada por el Consistorio.

Como dato curioso, la singularidad de la Parroquia de San Martín y en especial de su Puerta del Perdón no pasó desapercibida para el arquitecto José María Pérez Carasa. En 1929 y ante el reto de construir el Pabellón de Huelva en la Exposición Iberoamericana de Sevilla del citado año, el arquitecto incluyó la puerta entre los elementos arquitectónicos que configuraban el pabellón.

La decoración central de la portada, a base de arquivoltas, posee temática asociada tanto al manuelino como al gótico: vegetación tropical, rostros de ídolos latinos, motivos marinos, animales en batalla y seres antropomorfos, muestras de la lucha incesante del bien contra el mal, del hombre contra las “bestias”. ¿Qué símbolo cierra el arco en la parte central superior?







[Productos]
[Prensa]     [Sobre nosotros]
[Téminos de uso]     [Nuevo idioma]


Download App


follow us facebook   follow us instagram   follow us youtube   follow us twitter

© guiaventuras.com 2018 - 2020